El oficialismo plantea que la reforma de los servicios de Inteligencia es una deuda de la democracia. Pero se aprovecharon de sus servicios durante once años y ahora la tratan de urgencia.
Que sepa el gobierno que ninguna agencia tapará la muerte de el fiscal Alberto Nisman. Hemos pasado de un premio Nobel como Ferreyra Lamas...